1. Revise la información de las certificaciones internacionales que Green Partner proporciona.
  2. Defina su alcance teniendo en cuenta: tiempo que desea invertir, presupuesto, estrategia de marketing, etc.
  3. Organizar una reunión con Green Partner para definir la certificación que mejor se ajuste a su hotel.
  4. Registre su hotel como participante del programa de certificación seleccionado.
  5. El proceso de certificación: pre-evaluación y medición de línea de base, implementación de mejoras y cambios, capacitación y acciones en su hotel para lograr la certificación. Nosotros le podemos orientar a través de todo el proceso de certificación con nuestros servicios,
  6. Auditoría: el hotel se certificará una vez que pase la auditoría.
  7. Uso oficial de la certificación verde otorgada (ejemplo: uso del logo en su sitio web, entrada del hotel, documentos impresos, imagen corporativa).
  8. Mantenimiento de la certificación verde.

Un programa de certificación ofrece a los hoteleros la oportunidad de tener sus hoteles evaluados y etiquetados basándose  en predeterminadas prácticas y políticas ambientales. La certificación verde es una herramienta que los hoteleros pueden utilizar para distinguirse de su competencia, ahorrar costos, mejorar la experiencia de sus huéspedes, generar oportunidades de comercialización, y elevar su imagen corporativa. Una certificación verde también ayuda a los consumidores a identificar los hoteles de este tipo, y las prácticas que incorporan.

Costos siempre han sido un factor de marcha para un hotel y reducirlos siempre es un reto para los hoteleros. Reducción de costos y estrategias efectivas se puede lograr invirtiendo en mejores procedimientos operativos y tecnologías medioambientales emergentes. Una certificación verde empuja hoteles a implementar una variedad de estrategias para reducir, reutilizar y reciclar residuos, aplicar políticas de adquisición de productos sostenibles, implementar  programas de ahorro y control de energía y gestión del agua además de capacitación del personal, lo que puede facilitar un mejor desempeño y mayores niveles de satisfacción de los empleados y su retención.

Las inversiones en tecnologías ambientales pueden tener un impacto positivo, efectivo y directo en sus huéspedes. Es muy importante entender las necesidades y deseos de sus clientes y los factores específicos que ellos buscan al decidir por un hotel ya sea: Iluminación, mobiliario, productos de limpieza, información facilitada, profesionalidad del personal y otros productos & servicios. Una certificación verde garantiza a sus huéspedes un estándar en sustentabilidad, mejorando la experiencia vivida en su hotel y haber sido testigo de sus iniciativas en sustentabilidad. La satisfacción de sus huéspedes se podrán ver reflejadas en la ocupación y ADR de su hotel.

Una certificación verde como un factor diferenciador para un hotel, abre oportunidades para comercializase ante un tipo diferente de viajero. A medida que el mercado hotelero se vuelve cada vez más competitivo, la gestión no sólo debe tratar de diferenciar su producto, sino también tratar de atraer a segmentos nuevos y diferentes de la población itinerante. La incorporación de prácticas verdes en las operaciones existentes, permite la creación de estrategias de marketing dirigidas en forma específica.

Ser un hotel verde es un buen negocio, por esta razón marcas hoteleras han incorporado programs de certificación verde en su definición de marca. Varias marcas hoteleras se han reposicionado para atender a un mercado y generación más joven, más ambiental y socialmente activa. Tener prácticas empresariales sostenibles dará lugar a una reputación e imagen mejorada, que se traduce a grandes beneficios en el largo plazo. Un programa de certificación verde empuja a hoteles a participar con la comunidad local, o proporcionar apoyo a organizaciones benéficas. En lugar de ser visto como una gran corporación, el hotel será visto como un buen vecino y uno que se preocupa y sus clientes, empleados y la comunidad.